miércoles, 14 de noviembre de 2012

DESCUBRIENDO LOS NUEVOS DOMINIOS

El pasado mes de junio la Internet Corporation for Assigned Names and Numbers (ICANN) hizo públicos los nombres de los alrededor de 2.000 solicitudes de nuevos dominios que han recibido y que entrarán en funcionamiento el próximo año. Estas nuevas extensiones supondrán, para el que las adquiera, un coste de 185.000 dólares por su compra más 25.000 dólares anuales para su mantenimiento. En el 2013 sabremos el veredicto final de la ICANN y cuáles son las empresas, entidades, páginas etc., que se hacen con los dominios que han reclamado.

El informe reflejaba algunos datos curiosos como que la extensión .app ha sido reclamada por 13 empresas y la .book por nueve. En estos casos, cuando hay varias solicitudes por un mismo dominio, la ICANN ha decidido solucionarlo llevándolo a subasta. Esto conlleva que la adquisición de algunos de ellos puede alcanzar unas muy importantes cantidades de dinero.

Otros datos importantes es que se han recogido peticiones de hasta 60 países. En concreto, 911 de Norteamérica, 303 provenientes de Asía en la zona del Pacífico, 24 de América Latina, 17 africanas y 675 del viejo continente. La información dada por la ICANN es que comenzará concediendo 500 nuevos dominios y posteriormente, por fases, se irán confirmando el resto de los adjudicados.

Hay algunas extensiones que también han sido solicitadas y que servirán para identificar de manera evidente el contenido de las páginas. Entre ellas, por ejemplo, .xxx, para las páginas de contenido erótico o sexual, .apple, para todas las páginas relacionadas con la marca de la manzana o .pizza (creo que no es necesario el contenido de estas).

Otras de las extensiones que aparecerán serán .poker o .casino, pero, saben realmente los usuarios ¿qué cambiará con el dominio .poker? Pues sinceramente para los usuarios prácticamente nada, ni con este ni con otros dominios. No deberán hacer ningún tipo de cambio en el ordenador y, desde luego, serán absolutamente conscientes de lo que les va a ofrecer la web en la que están a punto de clicar.

En lo que respecta a las industrias, solo las que funcionan online tendrán capacidad para adquirir esta extensión. El problema, opinan los expertos, es que muchas casas pequeñas no puedan hacer frente a las grandes cantidades que hay que pagar y acaben por desaparecer. Lo que reduciría drásticamente el mercado y dejaría con menos posibilidades a los internautas.

No obstante, habrá qué esperar para saber de manera fehaciente qué es lo que va a pasar, hasta que no estén activos de forma definitiva, todo son rumores, dimes y diretes.

Este artículo ha sido redactado por Jaime García, SEO en mercado español e italiano de Emarket Agency

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada